Por: Rubén Romero

Articulista invitado

Un corredor murió en el Medio Maratón de Brooklyn el 21 de mayo pasado y 15 más fueron más hospitalizados a causa de un golpe de calor, en un evento que arrancó a 18 grados centígrados (subió a 23) y la humedad llegó al 92 por ciento.

¿Qué fue lo que ocurrió en Brooklyn? El problema no fue tanto el calor, fue la humedad del ambiente.

La alta temperatura es enemiga natural del runner. Correr en alta temperatura puede ocasionar un golpe de calor, que en casos extremos llega a ser mortal.

Sin embargo, la alta temperatura del ambiente tiene una ventaja: No hay forma de ignorarla. Se siente cuando está presente.

Pero hay otro tipo de fenómeno térmico que puede ser igual de dañino que la temperatura ambiente, y que en muchos casos hace estragos en el organismo del corredor: La Humedad Relativa del ambiente.

El cuerpo humano genera calor al correr que debe disiparse al exterior para evitar que se acumule en el organismo, ya que en la medida que eso ocurra se eleva la temperatura corporal, pudiendo ocasionar un golpe de calor.

El torrente sanguíneo recoge el calor que se genera al correr y lo lleva a la superficie del cuerpo -a la piel- en forma de sudor, de manera que cuando ese sudor se evapora, el calor se disipa.

Sin embargo, cuando la humedad del ambiente es alta el sudor no se evapora, por lo que no se disipa, acumulándose en el organismo, elevando la temperatura corporal. Que fue lo que ocurrió en Brooklyn.

La temperatura ideal para correr medio maratón es 14 grados, que son 23 grados menos que la temperatura el organismo, que es del orden de 37. Ese diferencial ayuda a que una parte del calor corporal se disipe; pero solo una parte.

En México no estamos exentos de sufrir ese tipo de incidentes. La atmósfera de ciudades como Monterrey y Guadalajara es muy húmeda durante el verano, aparte de que las temperaturas son altas.

¿Qué hacer para evitar el riesgo de sufrir un golpe de calor? Para esto hay una regla no escrita: La del 75 / 75 / 75 que puede ser de gran ayuda.

No salir a correr (de manera competitiva) durante más de 75 minutos, cuando la humedad sea superior al 75 por ciento y la temperatura ambiente sea mayor a 75 grados fahrenheit (24 centígrados). El resto depende de ti.

Recuerda que correr es salud y algo más… mejor calidad de vida.

Correo electrónico: azteca_42@hotmail.com