Por: Rubén Romero

El jueves se efectuó un panel en el que participaron tres de los mejores corredores que ha tenido nuestro país dentro de las actividades de la Expo Deportiva del Maratón Ciudad de México que se correrá mañana en la Capital.

Benjamín Paredes refirió que su mayor satisfacción deportiva es su octavo lugar en el maratón olímpico de Atlanta 96. Para Andrés Espinosa es haber ganado el Maratón de Nueva York en 1993 y Armando Quintanilla recordó su triunfo en el Medio Maratón de Tokio, en donde estableció un récord mexicano que perdura hasta la fecha.

Al ofrecer a los asistentes la oportunidad de hacerles preguntas hubo un tema que dominó una buena parte del panel: ¿Por qué si ustedes fueron los mejores corredores del mundo en la década de los años 90 ahora, ya no hay corredores mexicanos que destaquen a nivel internacional?

La pregunta fue motivada por los resultados de México en el maratón olímpico de Río, en el que nuestro país participó con dos corredores.

Daniel Vargas, quien llegó en lugar general 54 y quedó noveno entre los corredores latinoamericanos, y Ricardo Ramos, quien arribó en el lugar 120 general de 140 finalistas y quedó como vigesimosexto latinoamericano después de correr con los punteros hasta la mitad del maratón.

“Eso se debe a la falta de compromiso de los corredores”, respondió Paredes al señalar que en la actualidad no hay quienes estén dispuestos a entregarse totalmente al entrenamiento.

“Porque hay que saber entrenar ‘hasta que duela’, porque así entrenan los kenianos, y si queremos ganarles tenemos que entrenar como ellos”, siguió Armando Quintanilla.

“Porque en aquellos tiempos teníamos que esforzarnos para mejorar para que nos invitaran a participar en las carreras de Estados Unidos”, dijo Espinosa al referir que algunos corredores de la actualidad se conforman con ganar premios menores en las carreras.

La verdad es que los panelistas saben de lo que están hablando; ellos saben lo que hicieron para triunfar, y por eso saben lo que habría que hacer.

Curiosamente, durante su exposición uno de los espectadores señaló que “los mexicanos de los años 90 eran como los kenianos en la actualidad”.

Recuerda que correr es salud y algo más… mejor calidad de vida.

Anuncios