pittsburghPirates

Los Piratas de Pittsburgh han sido un ejemplo de consistencia en la temporada regular en los últimos años (en 2015 ganaron 98 juegos) pero no han podido saborear un triunfo en la postemporada en ese lapso.

Anteriormente en 2014 en el juego de comodines de la Liga Nacional contra los Gigantes de San Francisco y perdieron ante Madison Bumgarner, y año siguiente se volvieron a topar con Jake Arrieta de los Cachorros de Chicago, el lanzador más enrachado del beisbol y también cayeron.

Ha sido doloroso para sus aficionados verlos cumplir con una buena campaña regular y apenas jugar un partido adicional, es el riesgo de entrar al duelo de eliminación directa por no haber ganado la división.

¿Ya vieron cómo están los Piratas en 2016?, una vez más van con ritmo de superar los 90 triunfos y avanzar a los playoffs, sin embargo están en la división Central con el paso impresionante de los Cachorros de Chicago, quienes seguramente con ese andar llegarán a los 100 triunfos al menos.

Todavía estamos lejos de saber quienes estarán en la postemporada, pero si se mantiene el paso de las escuadras favoritas entonces la esperanza de los filisbusteros será estar en el juego de comodines y esperar no enfrentarse a un pitcher tipo Bumgarner o Arrieta.

Ni pensar en la frustración de sus aficionados si avanzan y ahora se topan con los Dodgers de Los Ángeles, ¿ahora Clayton Kershaw como rival de Pittsburgh en el comodín?, sería el colmo y la tercera difícilmente sería la vencida.

Anuncios