AL LARGUERO

Por: Alejandro Tovar Medina

Articulista invitado

Desde niño, uno aprende que las represalias son el pago habitual para quienes denuncian lo oculto, lo secreto, lo ilegal. Además somos un pueblo que no sabe reconocer, ni premiar, ni proteger a quienes son una especie de héroes que dicen verdades y exponen a irregulares, como los ecologistas que discuten el plan federal “Agua saludable” donde se privilegia a los productores que han sobreexplotado el acuífero. Y es cierto, ¿cómo una cuenca lechera en el desierto? 

Los días de muertos, no son tales. Nuestra gente que se fue en materia sigue aquí, en cada rincón, en cada recuerdo, en cada suspiro. Nunca terminan de irse, solo no pueden hablarnos pero nos miran y seguro se ríen de que seguimos siendo presas de esperanzas. Nos aferramos a ellas sin darnos cuenta que la vida no es un problema a ser resuelto sino una realidad para experimentar.

Los días de hoy, solo son de los vivos. Por ello nuestro pueblo atado a viejas costumbres no come carnitas pero sí bebe cerveza frente a la tv, por temor a la indigestión con un Santos Laguna que es irregular y posee extranjeros de lujo becados que increíblemente han sido solapados pero que de pronto, han decidido volver, quizá por el encanto del entorno y de los días de Halloween.

A Santos hay que verlo sin comer, de plano. De repente en Querétaro, ese muchacho ecuatoriano Preciado, becado por dos años donde ha jugado un par de partidos, se escapó del limbo y marca dos goles de alto nivel técnico. Como los de Almada solo son de 45 minutos de lucidez, luego fueron alcanzados y superados pero de pronto el bipolar chileno Valdés hizo un golazo de ilusión. Terminaron pidiendo el final, ya con diez y su técnico a punto del infarto.

Al DT no hay que exigirle demasiado. Su mejor jugador, Lozano, apenas volvió después de un año y vuelve a lesionarse, no cuenta con un lateral derecho desde que le vendieron a Jorge Sánchez, tiene un plantel limitado y sus jugadores más caros, Jeraldino e Ibargüen, están pintados. El joven Ayrton quiere salir de la prisión donde lleva tanto y han descubierto que es hombre de cristal.

Texto auxiliar para quienes desconocen detalles o no los entienden. Es decir, significados. Limbo: lugar a donde irán las almas de quienes mueren sin el bautismo, sin tener uso de razón. Bipolar: Depresión maníaca. Cambios extremos en el estado de ánimo. Altas y bajas emocionales. 

Los mexicanos, tan aferrados que somos a nuestras tradiciones y costumbres, asociamos estos días al sentimiento en turno, porque siempre existen inquietudes en la vida, que son como fantasmas socarrones que como nuestros muertos, nunca terminan de irse. Igual que las mujeres que han tenido varios amantes terminan por hacer comparaciones con el nuevo amasiato, se busca que los muertos estén y actúen o bien les comparamos, como homenaje, con los vivos.

Pero basta: Cárdenas, Marín, Bustos, Kalimán, Peña, Muciño, Alejándrez y Victorino se fueron. No pueden incentivar a Reynoso, que parece atrapado en un laberinto, ni a sus muchachos de un Cruz Azul apurado por todos y que busca el resultado, no el juego que hizo famosos a aquellos. Igual los soñadores de Chivas extrañan a De la Torre, Reyes, Héctor, Ponce, Arellano, Jasso, Sepúlveda, Cháirez, Flores, López y demás pero están Leaño y sus chicos, solamente ellos. 

Los muertos lo están al cien. Los de hoy trabajan ya no para el futbol, sino para la industria del futbol, para la mercadotecnia, donde se incluye a las casas de apuestas y la vida del negocio.

Correo electrónico: arcadiotm@hotmail.com