Los Mellizos de Minnesota son la sorpresa del primer tercio de rol regular de las Grandes Ligas. Tal parece, le quitarán el primer lugar de la División Central de la Liga Americana a los Indios de Cleveland. Definitivamente, deben ser uno de los clubes a seguir en el resto de la temporada.

Los Twins están ganando con un auténtico trabajo de equipo, aunque siempre hay varios elementos sobresaliendo y, por ende, contendiendo por ser el mejor del circuito, como Jorge Polanco y Eddie Rosario en la ofensiva, así como Jake Odorizzi en el pitcheo.

Sin embargo, hay otra escuadra que aunque estaba entre los favoritos, está haciendo algo como para poner atención en los siguientes meses. Se trata de los Astros de Houston y su aspiración a ganar al menos 100 juegos por tercera campaña seguida, llevaban esta semana paso para ganar 108 partidos, es decir las posibilidades son considerables.

Los Astros se están convirtiendo en la organización modelo de la segunda mitad de la presente década, ya incluso ganaron una Serie Mundial.

Hay otras franquicias con tres años consecutivos de al menos 100 triunfos. El último que lo logró fueron los Yanquis de Nueva York durante 2002 a 2004, curiosamente no ganaron Clásico de Otoño en esos años.

Lo que convierte el caso de los Astros en uno de lo más espectacular, es que así como son el número uno de la segunda mitad de la década, fueron el peor de la primera mitad, porque tuvieron tres campañas seguidas de al menos 100 derrotas, fue de 2011 a 2013.

Houston ha tomado el comando del Oeste de la Liga Americana, sacan una cómoda ventaja. Lo increíble es que desde el receso de temporada se quedaron sin tres de sus principales lanzadores abridores que habían tenido en años recientes, aun así han mantenido el ritmo aplanador.

Charlie Morton firmó con los Rays, Dallas Keuchel se fue a la agencia libre y Lance McCullers Jr. se está perdiendo 2019 por operación Tommy John, aparte en días recientes se fueron a lista de lesionados José Altuve, Carlos Correa y George Springer, peloteros clave a la ofensiva y defensiva.

Se ha resaltado la forma como levantan el juego de los jugadores que contratan. Gerrit Cole ya era bueno en Pittsburgh, con los Astros contendió el año pasado por el trofeo Cy Young. Otro buen ejemplo es Justin Verlander. Aparentemente ya su carrera venía a menos y en cambio con los texanos ha tenido una sólida recuperación. En 2018 quedó en segundo lugar en la votación del trofeo Cy Young, ahora en esta campaña debe estar en primer lugar en la carrera por ser el mejor pitcher del circuito.

Sencillamente impresionante lo hecho por esta organización, tuvieron una estupenda recuperación en poco tiempo, es lo que convierte su historia en una superior a otros casos.

Los Bravos de Atlanta  también tuvieron tres temporadas seguidas de 100 o más victorias, ellos de 1997 a 1999. Lo increíble es que no ganaron ni una Serie Mundial; a resaltar que esta franquicia tuvo 4 años al hilo de 100 o más derrotas, pero varias décadas atrás, cuando de hecho jugaban en Boston.

Los otros equipos con tres temporadas seguidas de triple dígito en triunfos fueron los Orioles de Baltimore desde 1969 a 1971, los Cardenales de 1942 a 1944 así como los Philadelphia Athletics de 1929 a 1931; nadie lo ha hecho cuatro años al hilo.

Twitter: @hgcuadros

 

Anuncios