Describir un partido de futbol en donde el rival fue superior, cuando todos pensaban que sería un trámite y que al término del mismo estaríamos en los cuernos de la luna, da como que muina. Como dijo mi amigo Enrique, hacía mucho tiempo que no me daba unos baños de pueblo. La verdad, se vive de manera diferente; detrás mío estaba un experimentado director técnico: ¡pícala, bárrete, salta la línea, tócala! Eran las indicaciones a voz en cuello, sin faltar las suculentas mentadas de madre cuando sus muchachos no le hacían caso. A cinco bancas se encontraba uno que le aplaudió a Chava Reyes cuando entró a la cancha, y cuando terminó el partido era el peor técnico del mundo. Ya se me había olvidado cómo se vive el futbol en la tribuna.

Como comenté anteriormente en el Facebook de PATACHUECA: cuando la soberbia es reina, los reyes desaparecen. “Péguenle al negro”, dicho popular difícil de aplicar ahora so pena de ser castigados por la Comisión de Derechos Humanos o por practicar la discriminación. Lo comento porque todo mundo se ha ido sobre Ulises Rivas, pero qué comentar de Angulo que anduvo perdido, los centrales y Abella que fueron ampliamente vulnerables y, Osvaldito, a su estilo: mientras no sea equipo respetable él desaparece; Isijara no ha vuelto desde el torneo pasado; Furch, que en todo el partido no ganó ni una por arriba y, la que tuvo, la falló; no se vale que sólo porque faltó el Gallito el equipo se vino abajo y hay que pegarle a Ulises; al equipo le ganó la soberbia porque, tanto los jugadores, cuerpo técnico y afición ganaron el partido antes de jugarlo.

Lo que en lo personal apuntaría de la dirección técnica y a toro pasado, fue que debió haber reforzado la media cancha, el equipo estaba partido y había un tremendo hueco entre delanteros y Ulises, que era el único contención. Los partidos se ganan en la media cancha y Santos Laguna no la tuvo, con el 1 -0 para mí era el momento de reforzar la media cancha, porque vaya que nos apedrearon el rancho.

Ojalá esto haya servido para entender que los juegos se ganan en la cancha y no con la lengua antes de empezar. Y lo digo porque viene el Atlas, después de ir a Necaxa. ¡Cuidado!

Twitter: @patachueca93

Anuncios